VOTO CONCEPCIONISTA

La Inmaculada Concepción, conocida también como la Purísima Concepción, es un Dogma de la Iglesia católica decretado en 1854, en el papado del Santo
Padre Pío IX, que sostiene que la Virgen María estuvo libre del pecado original desde el primer momento de su concepción por la Gracia de Dios.

“…declaramos, proclamamos y definimos que la doctrina que sostiene que la beatísima Virgen María fue preservada inmune de toda mancha de la culpa original en el primer instante de su concepción por singular gracia y privilegio de Dios omnipotente, en atención a los méritos de Cristo Jesús Salvador del género humano, está revelado por Dios y debe ser por tanto firme y constantemente creída por todos los fieles … “

Pío IX, bula Ineffabilis Deus, 8 de diciembre de (1854)

El día 10 de junio de 1663, la Muy Ilustre, Real e Imperial Cofradía del Milagroso Pendón de San Isidoro, siendo Papa Alejandro VII y el reinando en España Felipe IV, hizo público Juramento de Sangre defendiendo en vida y muerte la Inmaculada Concepción de la Virgen María.

…Juramos que siempre afirmaremos y defenderemos que la gloriosa Virgen nuestra Señora fue concebida sin pecado Original en el primer instante de su ser y que nunca cayó en su Majestad mancha, sino que en el primer instante de su dichosa Concepción y de la unión de su alma y cuerpo fue prevenida de la Divina Gracia y preservada de la culpa Original por los méritos de la pasión de su preciosísimo Hijo nuestro Redentor Jesucristo. Y así mismo juramos que por la honra de la gloriosísima Virgen y en defensa de lo susodicho, viviremos y moriremos…

Este Juramento firmado por los Cofrades se conserva en pergamino original de la época en el Archivo de San Isidoro.

El día 8 de diciembre de 2013, y coincidiendo con el 350 aniversario del Voto original, la Imperial Cofradía renovó dicho Juramento en el Convento de las MM. Concepcionistas de la Ciudad de León. Entregando a la Madre Abadesa un artístico pergamino firmado por todos los Cofrades, y un Cirio con la imagen de San Isidoro y el emblema de la Cofradía.